Home / Nacional / Proponen elevar educación superior a derecho constitucional

Proponen elevar educación superior a derecho constitucional

Alberto Galarza “Rojo”, parte de la fórmula de los candidatos al Senado por Movimiento Ciudadano, Clemente Castañeda y Verónica Delgadillo, presentó la propuesta de educación superior que consiste en una reforma que garantice a todas y todos los jóvenes interesados el acceso a estudiar una carrera profesional.

La educación superior debe ser un derecho, no un privilegio. De frente al problema de educación, la propuesta es realizar una reforma Constitucional que garantice a los mexicanos y mexicanas el acceso a una carrera profesional, expresó José Alberto Galarza, Rojo, miembro de la fórmula de candidatos al Senado de la República por Movimiento Ciudadano.

“Estamos completamente comprometidos para impulsar a nivel nacional, el derecho Constitucional obligatorio para que todas aquellas personas que quieran estudiar la educación superior tengan acceso. No es una obligación, pero es un derecho innegable que tienen todas las personas de este país para poder tener educación pública, gratuita y de calidad”, dijo el Rojo.

En las jardineras del Parque Revolución, José Alberto Galarza, quien es suplente de Clemente Castañeda en la fórmula al Senado, expuso la propuesta de educación superior como derecho Constitucional, con la que se abrirá un diálogo nacional en diferentes universidades con rectores, profesores, alumnos y organizaciones de la sociedad civil a nivel local y nacional.

“(La reforma Constitucional) no se trata de dotar de más presupuesto a alguna universidad particular, no se trata de pedir una función presupuestal para existan más infraestructura o aulas, se trata de desarrollar una serie de programas y políticas públicas educativas institucionales para enfrentar el nuevo paradigma de la educación, que significa tecnologías del aprendizaje, educación a distancia”, subrayó Rojo.

“No se trata de eliminar el examen de admisión de las universidades, no se trata de transgredir la aunomia universitaria para auto regularse para su mejor función, se trata de dotar de todos los recursos necesarios para que la universidad logre los fines para lo que fue creada”.

Rojo resaltó que: “No vamos a perder la oportunidad de que las cientos de campañas que están en curso, no se conviertan en una oportunidad invaluable de discutir públicamente la educación como pilar del futuro, como palanca de desarrollo y sobre todo, como lo que dejará de ser un privilegio para ser un derecho”.

Como símbolo de los hombres y mujeres rechazados por las universidades debido a la falta de espacios, el diálogo nacional que construirán los candidatos al Senado, girará en torno a una butaca vacía y marcada con consignas por una educación superior para todos y todas.

¿Es posible la educación superior como derecho Constitucional? Rojo plantea que en 2012 fue aprobada una propuesta similar que ha logrado hasta el día de hoy, el 17% en el aumento de la cobertura del sistema de educación media superior en todo el País.

“Hoy la UdeG tiene el sistema de educación media superior más grande del territorio nacional. Cuando hay una apuesta seria en términos educativos y financieros, se pueden lograr todas las metas”, dijo el Rojo.

“Esta reforma constitucional implica transformaciones e implica no volverle a fallar a los jóvenes que sistemáticamente la clase política de este país, les ha fallado una y otra vez, que sistemáticamente las instituciones hoy dejan fuera de la oportunidad de instruir a quienes serán el futuro.

Tema de Interes

Rescatistas de PV apoyan a comunidades afectadas de Nayarit

  En una acción solidaria con las comunidades afectadas por el paso del huracán ‘Willa’ …